lunes, 29 de septiembre de 2008

Adentro:
en mi hueco
en mi carne
en mi,
entraste un día
para nunca
irte.

1 comentario:

amelie dijo...

Señorita Goffi, tiene usté el don de decir en palabras lo que una siente, convertir lo suyo en universal, traducir las vísceras en pura belleza. Grande, amiga, muy grande. Este poema es de lo mejorcito que te he leído (y mira que he leído muuuuuuucho)
Un beso naranja para toda usté, señorita azul, verde, milcolores